for Journals by Title or ISSN
for Articles by Keywords
help
Followed Journals
Journal you Follow: 0
 
Sign Up to follow journals, search in your chosen journals and, optionally, receive Email Alerts when new issues of your Followed Journals are published.
Already have an account? Sign In to see the journals you follow.
Journal Cover
EMC - Pediatría
Number of Followers: 1  
 
  Full-text available via subscription Subscription journal
ISSN (Print) 1245-1789
Published by Elsevier Homepage  [3163 journals]
  • Fisiología del feto y del recién nacido. Adaptación a la
           vida extrauterina
    • Authors: E. Saliba; E. Lopez; L. Storme; P. Tourneux; G. Favrais
      Pages: 1 - 29
      Abstract: Publication date: June 2018
      Source:EMC - Pediatría, Volume 53, Issue 2
      Author(s): E. Saliba, E. Lopez, L. Storme, P. Tourneux, G. Favrais
      La adaptación a la vida extrauterina, aunque parezca empíricamente simple y evidente, es muy compleja y aún no se conoce por completo. Esta transición de la vida intrauterina a la vida extrauterina comienza con las primeras respiraciones del recién nacido y la interrupción de la circulación placentaria, que desencadenan una serie de adaptaciones fisiológicas, en particular hemodinámicas y respiratorias. En este artículo, se describe dicha adaptación en tres partes sucesivas: la fisiología fetal preparatoria para la transición del feto al recién nacido; la adaptación respiratoria, circulatoria, térmica y glucémica; y la prueba del nacimiento. Su objetivo es proporcionar las bases fisiológicas actuales de la reanimación en la sala de partos así como del tratamiento inmediato de las tres anomalías principales del inicio de la vida, que son la prematuridad, el retraso del crecimiento intrauterino y la asfixia perinatal.

      PubDate: 2018-06-01T12:34:52Z
      DOI: 10.1016/s1245-1789(18)90862-0
       
  • Diagnóstico de las adenopatías superficiales en el niño
    • Authors: M.G. Vigué; L. Saumet; N. Sirvent; E. Jeziorski
      Pages: 1 - 7
      Abstract: Publication date: June 2018
      Source:EMC - Pediatría, Volume 53, Issue 2
      Author(s): M.G. Vigué, L. Saumet, N. Sirvent, E. Jeziorski
      Las adenopatías corresponden a ganglios linfáticos anormales debido a su tamaño (> 1 cm), su número o su consistencia. La aparición de una o varias adenopatías constituye un motivo frecuente de consulta en pediatría. En la mayoría de los casos, son de origen infeccioso, a menudo de aspecto banal, localizadas y de fácil diagnóstico. En todos los casos, una anamnesis y una exploración física rigurosas permiten descartar las infrecuentes situaciones urgentes (en particular los fenómenos compresivos ligados a adenopatías profundas voluminosas). En ausencia de una etiología clara, este enfoque diagnóstico orienta las pruebas complementarias necesarias que hay que realizar. Una adenopatía localizada, requiere (a excepción de una localización supraclavicular) una simple vigilancia o una antibioticoterapia empírica antes de realizar cualquier exploración invasiva. En caso de adenopatías localizadas de más de 2-3 semanas de evolución o ante un cuadro de adenopatías diseminadas que persisten más de 1 semana, es necesario realizar pruebas complementarias. Aunque las causas infecciosas son predominantes, las etiologías tumorales e inflamatorias, aunque mucho más infrecuentes, deben sospecharse de entrada. El estudio sanguíneo orientativo (hemograma completo, perfil hepático y proteína C-reactiva) y el estudio radiológico (radiografía de tórax, ecografía abdominal) ayudan al médico. El estudio serológico adaptado al contexto (virus de Epstein-Barr, citomegalovirus, toxoplasmosis, bartonelosis, etc.) permite con frecuencia establecer el diagnóstico y por lo tanto limitar la realización de pruebas complementarias. El riesgo de complicar el tratamiento de una hemopatía maligna y empeorar su pronóstico justifica el no administrar jamás una corticoterapia «a ciegas».

      PubDate: 2018-06-01T12:34:52Z
      DOI: 10.1016/s1245-1789(18)90863-2
       
  • Tumores intrarraquídeos del niño
    • Authors: N. Chivoret; D. Scavarda
      Pages: 1 - 11
      Abstract: Publication date: June 2018
      Source:EMC - Pediatría, Volume 53, Issue 2
      Author(s): N. Chivoret, D. Scavarda
      Los tumores intrarraquídeos en los niños son tumores infrecuentes, de naturaleza y pronóstico muy variados. En esta población, su diagnóstico es difícil y a menudo tardío debido a una presentación clínica poco específica. Estos tumores pueden desarrollarse a expensas del sistema nervioso, las meninges, las vértebras o la región paravertebral. Se clasifican según su situación en relación con los elementos anatómicos del conducto: tumores extradurales, tumores intradurales extramedulares y tumores intradurales intramedulares. La resonancia magnética (RM) medular es la prueba de referencia para el diagnóstico de los tumores intrarraquídeos. El tratamiento suele ser quirúrgico, en particular para las lesiones benignas, pero, en efecto, difiere según la histología, que es el factor pronóstico esencial. A veces están indicados tratamientos complementarios de radioterapia y quimioterapia, pero los protocolos no están codificados. Hay que tener en cuenta algunas especificidades pediátricas: las secuelas relacionadas con la radioterapia y el alto riesgo de deformaciones raquídeas.

      PubDate: 2018-06-01T12:34:52Z
      DOI: 10.1016/s1245-1789(18)90864-4
       
  • Masas ováricas de la niña y la adolescente
    • Authors: G. de Lambert; B. Fresneau; S. Chapelière; C. Mussini; H. Martelli
      Pages: 1 - 12
      Abstract: Publication date: June 2018
      Source:EMC - Pediatría, Volume 53, Issue 2
      Author(s): G. de Lambert, B. Fresneau, S. Chapelière, C. Mussini, H. Martelli
      Las masas ováricas, tanto si son orgánicas (tumores benignos o malignos) como funcionales, se diagnostican a cualquier edad durante la infancia o la adolescencia, casi siempre por dolor abdominal o por la palpación de una masa abdominal. La ecografía pélvica suprapúbica con la vejiga llena es el examen de referencia para la exploración de los ovarios, completada con la resonancia magnética abdominopélvica, que permite cartografiar la masa. La determinación de los marcadores tumorales es esencial para el diagnóstico de los tumores ováricos y debe realizarse antes de la cirugía de exéresis. La cirugía es esencial en el tratamiento de la mayoría de las masas ováricas. Es importante poder anticipar la naturaleza probablemente benigna o seguramente maligna de la masa para proponer el tratamiento adecuado. En caso de masa ovárica tumoral que no presente ningún signo clínico, radiológico o biológico sospechoso de malignidad, el acto adecuado es una tumorectomía con conservación del parénquima ovárico, con el objetivo de preservar la fertilidad. A la inversa, debe realizarse una ooforectomía o una anexectomía en caso de un tumor maligno para no comprometer el pronóstico de la paciente. La quimioterapia completa el tratamiento en caso de ciertos tumores malignos.

      PubDate: 2018-06-01T12:34:52Z
      DOI: 10.1016/s1245-1789(18)90865-6
       
  • Infecciones por el virus del herpes simple
    • Authors: S. Hantz; S. Alain
      Pages: 1 - 13
      Abstract: Publication date: June 2018
      Source:EMC - Pediatría, Volume 53, Issue 2
      Author(s): S. Hantz, S. Alain
      Los virus del herpes simple (VHS-1 y VHS-2) causan infecciones muy frecuentes, de distribución mundial, y permanecen latentes después de la infección primaria. Su transmisión es estrictamente interhumana por contacto directo cutáneo o mucoso, y está favorecida por reactivaciones que pueden ser completamente asintomáticas. El VHS-1 está sobre todo involucrado en el herpes orolabial, pero está aumentando su prevalencia en el herpes genital, hasta ahora provocado predominantemente por el VHS-2. Los virus del herpes simple también son responsables de encefalitis y de infecciones neonatales de pronóstico muy sombrío a pesar de un tratamiento adecuado, así como de formas clínicas más graves en pacientes inmunodeprimidos. El diagnóstico se basa esencialmente en la búsqueda del virus en las lesiones por detección antigénica directa, cultivo o PCR (reacción en cadena de la polimerasa). Esta última prueba ha demostrado su eficacia para un diagnóstico rápido de meningoencefalitis herpética, con una excelente sensibilidad. El tratamiento siempre se basa en aciclovir (ACV) por vía oral o intravenosa según la situación clínica, que inhibe la polimerasa viral después de fosforilación inicial por la timidina cinasa viral. El valaciclovir (VACV), un profármaco de mejor biodisponibilidad, es una alternativa interesante para el tratamiento por vía oral. Sin embargo, ningún tratamiento tiene efecto sobre la infección latente y, por lo tanto, sólo un tratamiento profiláctico con VACV o ACV limita las reactivaciones y recurrencias, aunque sin bloquearlas de manera definitiva. El uso prolongado de ACV puede conducir a la aparición de cepas virales resistentes que requieren el uso de foscarnet, cuya nefrotoxicidad puede limitar significativamente su uso y conducir a un conflicto terapéutico. Nuevos antivirales inhibidores del complejo helicasa-primasa se están desarrollando actualmente con ensayos de fase II altamente prometedores para el pritelivir. De forma paralela, se prueban muchas estrategias de vacunas profilácticas o terapéuticas, pero ninguna ha permitido ver emerger una vacuna eficaz en humanos a pesar de las muy alentadoras pruebas con animales.

      PubDate: 2018-06-01T12:34:52Z
      DOI: 10.1016/s1245-1789(18)89722-0
       
  • Anomalías de la uretra masculina en la infancia
    • Authors: D. Geslin; D. Gorduza; L. Paganelli; F. Laconi; P. Mouriquand
      Pages: 1 - 6
      Abstract: Publication date: March 2018
      Source:EMC - Pediatría, Volume 53, Issue 1
      Author(s): D. Geslin, D. Gorduza, L. Paganelli, F. Laconi, P. Mouriquand
      El hipospadias es la anomalía congénita más frecuente de la uretra peniana. Su gravedad depende del nivel de división del cuerpo esponjoso y del grado de la hipoplasia resultante de los tejidos que forman la cara ventral del pene. La posición del meato uretral es un criterio insuficiente para definir la gravedad del hipospadias. La curvatura ventral, asociada a menudo al hipospadias, es la consecuencia de la hipoplasia ventral del pene. Las válvulas de la uretra posterior son la anomalía más grave del flujo de la orina y constituyen una urgencia uronefrológica del período neonatal. Obligan a realizar un drenaje vesical de urgencia mediante la colocación de una sonda uretral por el cirujano o con un catéter suprapúbico. En el primer día de vida, el diagnóstico de las válvulas de la uretra posterior se establece mediante la ecografía y la cistografía retrógrada, que muestran una dilatación de la uretra posterior y la repercusión sobre la vejiga y las vías urinarias. Es esencial realizar un seguimiento de la función renal mediante pruebas de laboratorio a partir de las primeras horas de vida. Las anomalías adquiridas de la uretra masculina en la infancia son traumáticas en la mayoría de los casos, por la realización incorrecta de un sondeo o de la circuncisión. Las consecuencias son las falsas vías uretrales, fístulas o estenosis. La uretrocistoscopia permite confirmar estos diagnósticos.

      PubDate: 2018-03-20T20:13:03Z
      DOI: 10.1016/s1245-1789(17)88063-x
       
  • Urgencias en urología pediátrica
    • Authors: M. Pons; C. Barani; T. Gelas; D. Demede; P.Y. Mure
      Pages: 1 - 7
      Abstract: Publication date: March 2018
      Source:EMC - Pediatría, Volume 53, Issue 1
      Author(s): M. Pons, C. Barani, T. Gelas, D. Demede, P.Y. Mure
      Las urgencias pediátricas urológicas agrupan un amplio abanico de etiologías, algunas de las cuales requieren un tratamiento quirúrgico. Una bolsa escrotal grande y dolorosa es un motivo frecuente de consulta en los servicios de urgencias y puede justificar una exploración quirúrgica inmediata. Los traumatismos renales y de las vías excretoras requieren siempre una interconsulta especializada para determinar las pruebas complementarias y adaptar el tratamiento, que debe preservar lo mejor posible el pronóstico funcional. El tratamiento de las retenciones agudas de orina es doble: vaciar la vejiga y determinar de forma sistemática la etiología. Así mismo, cualquier infección urinaria febril o dolor lumbar obliga a descartar una uropatía malformativa congénita o una patología litiásica que pueden precisar un drenaje de la orina de forma urgente junto a la antibioticoterapia intravenosa. El infrecuente diagnóstico de priapismo debe conducir de forma prioritaria a administrar un tratamiento analgésico y a continuación etiológico para evitar una anoxia tisular prolongada. Por último, es necesario que los médicos se familiaricen con las patologías prepuciales, frecuentes pero poco graves, que habitualmente no requieren un tratamiento quirúrgico urgente, salvo en la parafimosis.

      PubDate: 2018-03-20T20:13:03Z
      DOI: 10.1016/s1245-1789(17)88064-1
       
  • Aspectos clínicos y diagnósticos de la diabetes infantil
    • Authors: M. Louvigné; A. Decrequy; A. Donzeau; N. Bouhours-Nouet; R. Coutant
      Pages: 1 - 22
      Abstract: Publication date: March 2018
      Source:EMC - Pediatría, Volume 53, Issue 1
      Author(s): M. Louvigné, A. Decrequy, A. Donzeau, N. Bouhours-Nouet, R. Coutant
      La diabetes infantil suele ser insulinodependiente y secundaria a la destrucción autoinmunitaria de las células pancreáticas insulinosecretoras (diabetes tipo 1). Por tomar el caso de Francia, la incidencia (actualmente en aumento) es de casi 17/100.000 niños por año entre el nacimiento y los 20 años de edad. En la mayoría de los casos, la diabetes se diagnostica ante un síndrome típico (poliuria, polidipsia, polifagia, pérdida de peso) asociado a una glucemia elevada (> 200 mg/dl). Cuando el diagnóstico no se establece con rapidez, puede asociarse una cetoacidosis, que se manifiesta por polipnea y signos digestivos, además del síndrome cardinal que puede tener consecuencias graves: trastornos hidroelectrolíticos con alteraciones de la conducción cardíaca y edema cerebral. Después, para confirmar la diabetes tipo 1 se buscan los anticuerpos dirigidos contra la célula β (presentes en el 95% de los casos en el momento del diagnóstico). El objetivo terapéutico en los niños con diabetes tipo 1 es obtener una hemoglobina glucosilada inferior al 7,5% con el fin de evitar las complicaciones asociadas a la diabetes, sin por ello provocar demasiadas hipoglucemias. La hipoglucemia iatrogénica se define comúnmente por una glucemia plasmática inferior a 60-70 mg/dl. Se manifiesta por signos de reacción adrenérgica (hipoglucemia leve) y luego por signos de neuroglucopenia (hipoglucemia grave). Cuando la diabetes es antigua, las hipoglucemias pueden pasar inadvertidas, lo que aumenta el riesgo de enfermedad. Para detectar las complicaciones microangiopáticas es necesario buscar una microalbuminuria y practicar un fondo de ojo una vez por año si la diabetes tiene más de 5 años de evolución, a partir de la adolescencia para la microalbuminuria y de los 15 años para la fotografía del fondo de ojo. La detección de la diabetes tipo 1 es posible en los familiares de primer grado de un diabético y se basa en la búsqueda de autoanticuerpos asociados a la diabetes. En raras ocasiones, la diabetes infantil no es autoinmunitaria: es el caso de la diabetes neonatal, de las diabetes monogénicas de tipo MODY (diabetes juvenil de inicio en la madurez), del síndrome de Wolfram, de las diabetes mitocondriales, de la diabetes de tipo 2, etc.

      PubDate: 2018-03-20T20:13:03Z
      DOI: 10.1016/s1245-1789(17)88072-0
       
  • Infección del niño por el virus de la inmunodeficiencia humana
           de tipo 1
    • Authors: P. Frange; S. Blanche
      Pages: 1 - 10
      Abstract: Publication date: March 2018
      Source:EMC - Pediatría, Volume 53, Issue 1
      Author(s): P. Frange, S. Blanche
      La infección por el virus de la inmunodeficiencia humana de tipo 1 afecta a casi 1,8 millones de niños en todo el mundo, pero sólo una minoría de ellos vive en países industrializados (en Francia, por ejemplo, unos 1.500), donde la accesibilidad y la fiabilidad de las pruebas de detección, el desarrollo de las multiterapias antirretrovirales, la cesárea programada ante un control defectuoso de la infección de la madre y la contraindicación de la lactancia materna han permitido disminuir radicalmente la tasa de transmisión madre-hijo del virus a menos del 1%. Además, el desarrollo de formas pediátricas de los antivirales y de estudios clínicos y farmacocinéticos de estos tratamientos para los niños infectados ha hecho desaparecer casi por completo la morbilidad y la mortalidad vinculadas al déficit inmunitario inducido por el virus. En particular, la implantación de una multiterapia antiviral muy precoz a todos los lactantes ha permitido evitar los casos de SIDA precoces con encefalopatía, que sobrevienen de forma espontánea en el 15-20% de los recién nacidos infectados por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH). El desafío en los próximos años será la evaluación de la tolerabilidad a medio y largo plazo de los tratamientos antivirales en los niños, tanto si éstos estuvieron expuestos in utero como después del nacimiento. En los países del Sur, el objetivo a corto plazo es mejorar la detección de la infección por el VIH en la mujeres en edad de procrear, la accesibilidad de las mujeres infectadas a los programas de prevención de la transmisión madre-hijo del virus, así como la optimización de las estrategias terapéuticas dirigidas al niño.

      PubDate: 2018-03-20T20:13:03Z
      DOI: 10.1016/s1245-1789(17)88073-2
       
  • Conducto arterioso persistente en el recién nacido prematuro
    • Authors: Morville
      Abstract: Publication date: March 2018
      Source:EMC - Pediatría, Volume 53, Issue 1
      Author(s): P. Morville
      La persistencia de un conducto arterioso hemodinámicamente significativo (CAHS) en recién nacidos prematuros es un dilema para la medicina neonatal, así como un factor de morbilidad y de mortalidad en la población de prematuros extremos. La sobrecarga vascular pulmonar inducida por el cortocircuito izquierda-derecha favorece el edema pulmonar y la hemorragia pulmonar. La patología pulmonar, la asistencia respiratoria, la oxigenoterapia y otros factores contribuyen al desarrollo de una displasia broncopulmonar, que puede complicarse con hipertensión pulmonar. Los fenómenos de isquemia-reperfusión posnatal de la circulación cerebral inducidos por el CAHS favorecen las hemorragias intraventriculares. El robo diastólico creado restringe las perfusiones renal y mesentérica, lo que reduce la diuresis y provoca insuficiencia renal, dificultades de alimentación y, a veces, enterocolitis necrosante. Es necesario evaluar los datos hemodinámicos neonatales y analizar la circulación transicional y confrontarlos con el estado clínico para comprender los procesos fisiológicos y fisiopatológicos en los que se basa el tratamiento de estos niños. Los criterios ecográficos de CAHS, basados en el diámetro y las consecuencias circulatorias asociadas a los signos clínicos de gravedad, permiten orientar el tratamiento. El tratamiento conservador se basa en la limitación de los aportes hídricos, la ventilación no invasiva con presión positiva continua y los diuréticos, con el fin de reducir las consecuencias respiratorias. Los antiinflamatorios indometacina, ibuprofeno y paracetamol tienen una eficacia similar y efectos secundarios variables. Se han propuesto distintas modalidades terapéuticas, en función de la edad posnatal: profilaxis, curativa precoz o tardía, según la vía de administración, la duración de inyección y de tratamiento, las posologías y la repetición de los ciclos. La eficacia de estos tratamientos es de alrededor del 70-80%. Si fracasan, se puede recurrir a la cirugía o al cateterismo intervencionista. Estas modalidades son necesarias en más del 20% de los casos.

      PubDate: 2018-03-20T20:13:03Z
       
 
 
JournalTOCs
School of Mathematical and Computer Sciences
Heriot-Watt University
Edinburgh, EH14 4AS, UK
Email: journaltocs@hw.ac.uk
Tel: +00 44 (0)131 4513762
Fax: +00 44 (0)131 4513327
 
Home (Search)
Subjects A-Z
Publishers A-Z
Customise
APIs
Your IP address: 54.224.91.246
 
About JournalTOCs
API
Help
News (blog, publications)
JournalTOCs on Twitter   JournalTOCs on Facebook

JournalTOCs © 2009-